domingo, 7 de mayo de 2017

"Azul, verde, turquesa", también en papel



Hay un dicho popular que dice que en la vida hay que plantar un árbol, tener un hijo y escribir un libro. Plantar un árbol que de fruto y/ó de cobijo ó sombra a quien quiera disfrutar de ella. Un hijo que lleve nuestros apellidos y que ayude a sus padres cuando se hacen mayores. Un libro donde contar experiencias, recuerdos ó ficción que compartir con los demás. Las tres pueden dar grandes satisfacciones.






Cuando hace unos días recibí mi primer libro en papel, publicado en Amazon, después de publicar tres e-book, me produjo una gran ilusión. Lo cogí entre mis manos con extraordinario cariño, especialmente emocionado. Su título: “Azul, verde, turquesa”, mi primera novela corta. Es una historia de sentimientos, recuerdos, y superación, con el mar como trasfondo, donde el liderazgo y el compañerismo son imprescindibles entre sus protagonistas.

Este es su enlace, si lo quieres leer ó regalar. A un precio testimonial tanto en e-book como este en papel, porque lo importante es que lo leas, que te guste, y entonces será para mí el mejor de los regalos.

Con “Azul, verde, turquesa”, también en papel, he cumplido el dicho popular que he mencionado al principio. Aunque no creo que tenga más hijos y no se si plantaré otros árboles, sí quiero seguir escribiendo y muy pronto verá la luz una novela que he titulado “Itaca”. 

No hay comentarios:

La chica de la polio. In memorian

Desde que te conocí supe de tu dedicación desinteresada al servicio a los demás. No puedo negar que te envidiaba, con esa envidia sana por ...

entradas populares